GESTIONES  INMOBILIARIAS  INTEGRALES
CONFIANZA DESDE 1993
¿Quién contratará una hipoteca en 2014?
La mayoría de las previsiones apuntan a que 2014 no será el año del crédito.

El Año Nuevo llega cargado de preguntas y expectativas en el aire. Una de ellas es si será este 2014 cuando comenzará a concederse crédito para comprar vivienda de nuevo, que actualmente ha quedado reducido a un escaso goteo que ha batido el récord de mínimo histórico de hipotecas constituidas sobre vivienda en pasado mes de octubre. 

El precio medio de la vivienda nueva libre en España cayó un 7,8 % en 2013, con lo que se sitúa a niveles de principios de 2002 y un 38,9 % por debajo de los máximos históricos, según el último boletín de la Sociedad de Tasación publicado hoy.

 
El progresivo ajuste del precio de la vivienda, los bajos niveles del Euríbor y una cierta sombra de estabilización hacen preguntarse a muchos si los bancos por fin accederán a volver a hacer uno de sus ‘negocios’ más prósperos y antiguos del mundo: prestar hipotecas. Sin embargo, la mayoría de las previsiones apuntan, que aún nos encontramos demasiado cerca de la crisis como para despegar de nuevo. ¿Qué será del mercado hipotecario en 2014?

El grifo del crédito, gota a gota

“El acceso a la vivienda en propiedad será la excepción y no la regla en 2014”, afirma Pau Monserrat, director editorial de iAhorro. “La creciente morosidad sigue drenando recursos, que se detraen del crédito. Los balances bancarios siguen estando delicados, además, por los activos inmobiliarios que tienen contabilizados. Mientras el precio de la vivienda no toque fondo y no creemos que 2014 sea el año en que el grifo del crédito se abra” explica Montserrat que solo admite que saldrá algo más de crédito, “pero poco más y muy selectivo”.

Las personas con una solvencia asegurada por un puesto estable de trabajo, ingresos recurrentes y capaces de hacer frente a la deuda son el perfil más admitido por las entidades en estos momentos… pero, ¿son acaso este tipo de familias las que más necesitan una vivienda? “No se concederán hipotecas a las familias que necesitan una vivienda para vivir, sino a las que podrían permitirse estar de alquiler o vivir con sus familias y ahorrar igualmente”, prevé el economista de iAhorro. Como ha apuntado al respecto el presidente del Banco de Sabadell, Josep Oliu, no fluirá como antes de la crisis, sino de forma más moderada, y posiblemente será más caro.

Buenos clientes y compradores de sus pisos

A nivel general, la concesión de hipotecas que harán los bancos será a los solicitantes que tengan al menos dos años de estabilidad laboral, unos ahorros que supongan más del 20% de la vivienda a adquirir, ya que normalmente financian solo el 80% del valor de tasación del inmueble, como confirman desde el comparador de hipotecas Bankimia. “Las rentas más altas, directivos de empresas consolidadas que han sobrevivido a la crisis sin daños graves, o bien los trabajadores con mayor estabilidad, como los funcionarios, serán los objetivos principales de la banca”, apunta Pau Monserrat.

Otro perfil ‘apto’ para la banca serán aquellos que compren pisos de sus carteras de inmuebles a los que se les hace una hipoteca ‘a medida’ como en las mejores épocas del ‘boom’ inmobiliario. “Es previsible que la comercialización de estos inmuebles aumente y surjan ofertas hipotecarias algo más atractivas para este tipo de inmuebles”, confirman desde iAhorro.

¿Cambiará algo Europa?

Las exigencias de la banca han establecido un scoring demasiado restrictivo para animar a los demandantes de vivienda a comprar. “Los requisitos que actualmente son prácticamente obligatorios para obtener un préstamo son la domiciliación de la nómina y la contratación de seguros adicionales, así como las vinculaciones que ofrecen a cambio de reducir el diferencial de la cuota mensual, que pueden ser la contratación de tarjetas de crédito o débito con las que se hacen unos gastos mínimos, hacer aportaciones a planes de pensiones, domiciliar recibos del hogar, mantener un saldo medio en la cuenta corriente”, entre otras cosas como apuntan desde Bankimia. Estas condiciones deberán ser asumibles sin esperar mucha posibilidad de negociación con el banco, que prácticamente es nula para la mayoría de los clientes.

Esta situación era de prever después de que apenas hayan cambiado las ofertas hipotecarias tras la bajada de los tipos oficiales y con el Euríbor en mínimos. La pregunta es si el nuevo marco regulatorio europeo para las hipotecas tendrá un nuevo eco en un mercado hipotecario español para equilibrar un poco la balanza hacia el hipotecado. ¿Se aliviará un poco la situación desde Europa? Aunque algo mejore, todavía quedará trayecto por recorrer para ajustarse a la capacidad del mercado de demanda nacional


OFICINA CENTRAL
Calle Arcos de la Frontera, 20, CP 14014 - EDIFICIO ATRIUM, Córdoba
957 43 99 30 - info@grupofatima.com

HORARIO
Lunes a viernes: 10 a 14 h y 17 a 21 h
Sábado: 9 a 14 h

Aviso legal
Política de privacidad
Aviso de cookies

El sitio www.grupofatima.com utiliza cookies propias para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.

Acepto Modificar